Spread the love

Por Awais Qarni

El Comité de Acción Estudiantil (SAC) convocó una marcha de protesta nacional en más de 35 destinos de Pakistán y sus áreas administradas, incluidas Quetta, Karachi, Hyderabad, Multan, Lahore, Islamabad, Gilgit y Muzaffarabad, por nombrar algunas, y muchas otras ciudades y pueblos, por la restauración de los centros de estudiantes, contra los recortes del presupuesto de la educación superior impuestos por el FMI, por la formación de comités de acoso, mejoras en las instalaciones fundamentales como el agua potable en las residencias, transporte y otras.

La movilización de la «Marcha de Solidaridad Estudiantil 2019» ya está generando ondas expansivas que golpean los pasillos del poder. El ministro de Ciencia y Tecnología de Pakistán Fawad Chaudhary expresó su miedo al comunismo en un tuit en el que comenta sobre uno de los videos virales de la movilización de la Marcha de Solidaridad Estudiantil. El espectro del comunismo todavía persigue a la élite gobernante.

Incluso antes del anuncio formal de la Marcha de Solidaridad Estudiantil, hubo levantamientos espontáneos y protestas de los estudiantes en casi todos los institutos de educación superior más importantes. La Universidad de Baluchistán enfrentó una gran reacción de los estudiantes por el acoso sexual de las estudiantes y la instalación de cámaras de CCTV en las instalaciones de la residencia. Los estudiantes también protestaron contra la militarización del campus. La Universidad de Punjab, Lahore, ha visto la manifestación de protesta más grande jamás realizada por los estudiantes contra la organización estudiantil religiosa de derecha fascista Islami Jamiat e Talba (IJT), respaldada por la administración. Los estudiantes de la Universidad de Mehran y Sindh en Jamshoro, Sindh, llevaron a cabo tres manifestaciones por la restauración del centro de estudiantes. Dos estudiantes en las universidades privadas de Islamabad, la Universidad de Bahria y la Universidad COMSAT, perdieron la vida debido a la negligencia criminal de la administración universitaria, enfureciendo a los estudiantes que salieron a las calles y registraron grandes protestas. Una estudiante de medicina de la Universidad de Medicina de Chandka en Sindh fue violada y asesinada, lo que provocó la ira en los estudiantes de todo el país. Estos son solo algunos ejemplos para nombrar. El movimiento estudiantil en Pakistán está al borde del estallido. Y la formación oportuna de SAC es el paso más importante para coordinar a todos estos levantamientos separados en un solo fuerte rugido.

El SAC se dirige hacia su mayor desafío, la Marcha de Solidaridad Estudiantil el 29 de noviembre de 2019. Emitió una carta de reivindicaciones que incluye:

  1. Levantar la prohibición de Centros de Estudiantes y su elección inmediata en todos los institutos educativos.
  2. Revocar la llamada regla administrativa que requiere que los estudiantes firmen una declaración jurada que los excluye de cualquier tipo de actividad política.
  3. Formar comités contra el acoso en los campus con la representación de mujeres estudiantes.
  4. Asignar al menos el 5% del PIB al presupuesto de educación.
  5. Acabar con todo tipo de militarización y violencia en los campus.
  6. Las administraciones universitarias deben proporcionar a todos los estudiantes instalaciones de residencia durante el período de estudio.
  7. Educación gratuita para todos.
  8. Poner fin al horario de toque de queda impuesto a los estudiantes en residencias universitarias públicas y privadas.
  9. Empleo razonable para estudiantes de posgrado o salario mínimo como subsidio de desempleo.
  10. El 13 de abril debe conmemorarse como el día de Mashal Khan (estudiante progresista que fue linchado y asesinado por pandillas fundamentalistas y fascistas en el campus) con carácter de feriado.

Las tácticas adoptadas para la movilización de la marcha se han convertido en tendencias únicas. Los activistas estudiantiles de Lahore tomaron el Festival Internacional de Faiz como herramienta de propaganda. Aunque ya en la movilización de la Marcha Solidaria del año pasado los estudiantes usaron este festival, esta vez superó las expectativas. Distribuyeron folletos, realizaron círculos de estudio en masa, cantaron consignas y recitaron poesía revolucionaria. Uno de los videos del festival se volvió viral y rompió el cerco de las redes sociales. La compañera que canta las consignas, Arooj Aurangzeb, ha sido vista por millones de usuarios de redes sociales y compartida por cientos de cuentas. Esto también vino con ciertas críticas por parte de elementos de derecha y oportunistas que la etiquetan como “elitista” de chaqueta de cuero. Los medios corporativos también la vieron como una mercancía vendible. Ella ha sido entrevistada por decenas de medios de comunicación y ninguna de las entrevistas tuvo nada que ver con su agenda, la Marcha de Solidaridad Estudiantil o su política. Lo único que querían de ella era la explicación de por qué una chica con chaqueta de cuero estaba gritando la poesía de un poeta indio en un espacio público. Este frenesí mediático también brindó otra oportunidad para difundir la importancia de los centros de estudiantes y la Marcha de Solidaridad Estudiantil. Pero la compañera Arooj, nosotros y todos los demás estudiantes que organizamos esta marcha sabemos que este mero «frenesí publicitario» solo tiene una característica de apoyo para nuestra causa y solo podemos confiar en nuestra militancia en el terreno, en las universidades, en las calles y en la solidaridad y apoyo de la clase trabajadora de todo el mundo. Eso es en lo que podemos confiar, y lo estamos haciendo muy bien. Las reuniones públicas diarias, los folletos regulares en los campus universitarios, los círculos de estudio y las visitas a las residencias componen la agenda diaria. Esta es la militancia que puede hacer del 29 de noviembre un día histórico. Del mismo modo, los compañeros y activistas estudiantiles de Islamabad establecieron su sede en el Lok Virsa Mela, los compañeros de Faisalabad están usando el festival literario para difundir el mensaje de la Marcha de Solidaridad Estudiantil y al mismo tiempo realizar reuniones públicas en las esquinas.

Después de casi medio siglo, el movimiento estudiantil de Pakistán está nuevamente en ascenso. El lema principal de la marcha en todo el país es «¡Las voces del 68 volverán a resonar!». No solo en Pakistán, sino en todas partes la juventud, y específicamente los estudiantes, están desafiando al inhumano sistema capitalista en todo el mundo. Estamos presenciando los levantamientos en Chile y Bolivia. Medio Oriente atravieza otra Primavera Árabe desde el Líbano hasta Irak e Irán. Los estudiantes de la Universidad Jawaharlal Nehru (JNU), Dehli, India, luchan con el régimen Hindutva del BJP (Partido Popular Indio) por los derechos estudiantiles. Consignas como «Azadi» (Libertad) y «Asia Surkh Hai» (Asia es roja) desafían las fronteras imperialistas. Se cantan las mismas consignas en Dehli y Lahore. Poetas de izquierda pakistaníes como Jalib y Faiz están siendo recitados por estudiantes de la JNU y el «Sarfroshi ki Tamana» (“Suplicando”) de Bismil (poeta revolucionario indio) se ha convertido en el símbolo de resistencia de los estudiantes paquistaníes. La crisis orgánica del capitalismo se expresa en todas partes del mundo y los eslabones más débiles del capitalismo tardío y podrido del subcontinente no soportarán un solo movimiento genuino de estudiantes y trabajadores. El ambiente social en India, Pakistán y Cachemira se está volviendo rojo. ¡Un gran movimiento con un liderazgo revolucionario genuino, un partido bolchevique, puede poner fin a la miseria de miles de millones de trabajadores y clases populares y, ciertamente, hacer que Asia sea ROJA!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *