Spread the love

El pasado 4 de julio, en horas de la madrugada, fue excarcelado Dario Salcedo, trabajador y dirigente sindical de INSOPESCA, quien se encontraba detenido desde el pasado 5 de mayo por confrontar una “medida arbitraria por parte de la gerente de Recursos Humanos, Carmen Hinojosa”, según explicaron en su oportunidad integrantes del sindicato SINSTRAPESCAVE y del Comité de Solidaridad Darío Libre.

La mencionada gerente, les había anunciado el incremento decidido de manera unilateral y desproporcionada en el costo de la bolsa de alimentación, a la que tenían acceso los trabajadores, pasando de 15.000 Bs a 1.400.000 Bs; más del triple del salario mínimo y casi el doble de un salario integral. El hecho fue cuestionado por Salcedo, haciendo llegar a Hinojosa un audio a través de WhatsApp, así como con algunos mensajes de protesta, dentro de lo que corresponde a las funciones habituales de un dirigente sindical que normalmente reclama por las violaciones de los derechos de los trabajadores.

Salcedo estuvo dos meses tras las rejas por ejercer sus funciones como dirigente sindical y continuara bajo limitaciones, además de las personales, pues su libertad no es plena y estará confinado a su hogar como nuevo lugar de reclusión.

Esto no es una situación aislada y para nada novedosa. Por el contrario, se ha vuelto recurrente en el marco de cualquier conflicto obrero en donde los cuerpos policiales y militares han ganado el suficiente protagonismo como para entrar a los lugares de trabajo y llevarse a los trabajadores esposados cual delincuentes cualquiera.

La liberación de Salcedo está precedida del anuncio público que dio a saber de una campaña que han levantado varios factores políticos, sindicales y sociales, por la libertad de “Los trabajadores presos por luchar”; además de un tuitazo que logró colocar como primera tendencia nacional la etiqueta #LiberenAlosTrabajadoresPresos.

Desde Marea Socialista hemos acompañado con total solidaridad y distintas actividades de exigencia por la libertad de Darío Salcedo; también de Rodney Álvarez, Marcos Sabariego, Bartolo Guerra, Rubén González, entre otros. Al igual que somos impulsores de la campaña que hemos levantado con mucho esfuerzo en conjunto con organizaciones hermanas que coincidimos en la importancia de este eje para lograr liberar a todos nuestros hermanos de clase que se encuentran detenidos por reclamar sus derechos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *